1. Disfraces divertidos: para los niños es muy importante disfrazarse y Por eso, si van a cantar o bailar, por qué no disfrazarlos con motivos típicos navideños que sean divertidos, como pequeños duendes, Papá Noel, los tres Reyes Magos, pastores, estrella, árbol de Navidad, etc.
  2. Cantar villancicos: es algo muy típico, pero que también se puede hacer de manera original con un poco de imaginación y creatividad. Además de cantar, por qué no aprovechar para que toquen algún instrumento, como la pandereta, por ejemplo. Otra idea puede ser cantar villancicos propios, en la que los niños hagan la letra, como una forma de hacer el festival más personal.
  3. Hacer una coreografía: los niños pueden preparar también un baile con la ayuda de los padres, que implica pensar en la música, el vestuario y la coreografía a llevar a cabo.
  4. Hacer una lectura de poemas navideños: otra de las ideas originales ,es que la familia, salgan a leer un bonito poema de Navidad.
En estos tiempos queremos seguir en contacto contigo si nos necesitas llámanos o escríbenos